Tendencias de las TIC en 2021

https://www.cubaperiodistas.cu/wp-content/uploads/2021/01/PLANTILLA-CUBAPERIODISTA-horizontal-25-1020x642.jpg

1)-Tendencias de las TIC hacia 2021

 

https://davidson.cubava.cu/files/2019/05/1z1-informatica-768x389.jpg

 

Aventurándose en el complejo reto de prever el futuro de un ámbito tan cambiante como el de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones ( TIC), cada año al terminar enero varias compañías informan sobre estadísticas que señalan certeramente las tendencias mundiales que caracterizarán los meses sucesivos.

No se trata de leer bolas de cristal y ofrecer verdades como templos. Pero podemos conocer una panorámica de los elementos que despuntarán en el mundo de las TIC con informes como el “Media Trends & Predictions 2021” de la empresa de datos Kantar o las proyecciones de la firma de consultoría tecnológica Gartner.

Como otros, estos análisis apuntan hacia los factores de peso acumulados que pueden incidir en el desarrollo de las relaciones entre los humanos y el ecosistema mediático. En especial, los pronósticos reflejan el fuerte impacto a nivel colectivo y personal de la COVID-19 en nuestra forma cotidiana de interactuar.

Coronavirus y colaboración online

De forma irremediable, el aislamiento producto de la pandemia ha influido en todas las proposiciones de esta lista; bien porque haya acelerado procesos que ya se daban, o bien porque puso sobre la mesa otros que solo se valoraban como una posibilidad superficial, dígase el teletrabajo o uso de herramientas colaborativas.

Por ende, de cierta manera, las tecnologías que brillarán en 2021 serán las que ayuden a las organizaciones a ser más flexibles y tener una mayor capacidad de adaptación a las circunstancias. Se ponen en valor, entonces, las plataformas y entornos digitales colaborativos para el trabajo y estudio a distancia.

El énfasis es tanto para las aplicaciones de mensajería móvil, como para las facilidades de almacenamiento e intercambio en la nube. Cada vez más clientes y trabajadores comprenden la urgencia de migrar a entornos Cloud con el fin de no tener toda su información concentrada en un punto físico. Una señal del cambio de mentalidad mundial que exige el trabajo remoto, aún más en el caso nacional.

Asimismo, la experiencia evidenció la necesidad de rescatar, remodelar y usar de forma efectiva los entornos virtuales de aprendizaje de los centros educativos. Aunque remarcó, también, los diferentes niveles de acceso a Internet como parte de las brechas relacionadas con las tecnologías junto con las demandas en cuanto a alfabetización digital y cultura informacional en todos los sectores.

Sobre el comercio electrónico, igualmente, mucho se ha hablado en nuestro país durante el pasado año. Los artículos al respecto han reflejado desde importantes esfuerzos para mejorar su funcionamiento, hasta pertinentes críticas a los errores cometidos. Lo cierto es que 2020 fue un laboratorio de usos obligatorios, que aceleró prácticas en línea a las cuales no se les prestaba tanta atención.

Hacia la digitalización, privacidad y ciberseguridad

En suma, como apunta El Economista, las debilidades y oportunidades de las telecomunicaciones mostradas en la pandemia se sentirán en años venideros. Por un lado se manifestó la importancia de una conectividad diversificada y de calidad –dado el incremento exponencial del tráfico en las redes de los operadores– y por otro se propició la adopción de nuevos servicios en instituciones y empresas.

Si en los últimos años la digitalización se mostraba como interés nacional en el caso de Cuba, ahora es una necesidad obvia e infranqueable. Cada vez más entidades –en todo el mundo– detectan cómo se van quedando atrás al no digitalizar su actividad; y eso es más visible en el ámbito de la gobernanza electrónica. Sobre todo al apostar por la transparencia en la rendición de cuentas.

No se trata solo de informar, sino de llevar el contenido de trabajo al ámbito digital. De forma que se potencie la interactividad y la solución –por ejemplo– de trámites desde el espacio virtual pero con valor real en acciones legales y laborales. Además de potenciar la interactividad mediante chats ciudadanos, foros participativos, junto a la disponibilidad de fuentes y representantes institucionales.

Toda esa migración a entornos digitales convierte en un tema prioritario la ciberseguridad de las empresas, sedes de gobierno, e incluso personas naturales, si tenemos en cuenta el aumento de spywares en 2020. Asimismo, el fenómeno genera una revalorización de la privacidad en medio de escándalos y discusiones sobre sus límites o violaciones.

En los debates resaltan los cuestionamientos sobre las libertades en Internet. ¿Debería ser un espacio de total libertad o es ético intervenirlo desde lo judicial, por ejemplo? Las respuestas pasan por conflictos de intereses geopolíticos y se entrelazan tanto con las libertades personales como con temas de seguridad.

Por otra parte, en el actual contexto cada vez más digitalizado, la analítica y la minería de datos serán áreas a destacar. La tendencia es a encontrar en cada campo de estudio qué tipo de datos son más usables y con cuáles se trabaja de forma cotidiana. De hecho, según la consultora estadounidense perteneciente a Big Four, PwC, para 2021 alrededor del 70 por ciento de los empleadores deberían contar con habilidades o personal capacitado para el manejo del análisis de datos.

El dato pone en valor especialidades como las Ciencias de la Información y las Matemáticas para crear equipos multidisciplinarios con el fin de convertir estadísticas, patrones y registros en información relevante. Incluso, por la necesidad de explicar bien esos resultados de valor, para los medios de comunicación existe una marcada tendencia a apostar por el periodismo de datos.

Inteligencia artificial e Internet del comportamiento

El valor de las inteligencias artificiales en el mundo no solo se ha demostrado en el aumento del rendimiento y la producción de las organizaciones que optan por esta metodología. El sector de la salud ha encontrado en la ingeniería de inteligencia artificial un importantísimo aliado para paliar los efectos de la pandemia.

A partir de esa realidad, no es una sorpresa que a los efectos de estudios, como el “Media Trends & Predictions 2021”, en el mundo la inteligencia artificial se consagra como una tecnología imprescindible en cualquier organización. Sin embargo, un tema que sí roba titulares es la llamada Internet del comportamiento donde también entran a contar las mediciones precisas y el uso de algoritmos para registrar y aprender de la actividad online de los usuarios.

Como indica Gartner, a medida que muchas tecnologías capturan y utilizan los datos generados por las personas en su vida cotidiana se crean patrones de comportamientos. Los datos que autorizamos a recopilar, muchas veces sin leer, son empleados para determinar nuestras acciones futuras en la web, nuestros intereses, hacer sugerencias y en perspectiva influir en el comportamiento.

Entre las tecnologías vinculadas a este fenómeno se encuentran las soluciones de reconocimiento facial, ubicación GPS, Big Data; y aquellas herramientas como Google o Facebook que conectan los datos que generamos en las distintas plataformas, al tiempo que evalúan cuáles datos condicionan qué acciones.

Sobre las formas de consumo mediático

Del enorme registro de nuestro accionar en la web también se toman elementos precisamente para estas predicciones. De hecho, a partir del Big Data se conoce que en toda Latinoamérica aumentó el consumo por parte de las audiencias de contenido en streaming; incluso en Cuba mediante datos nacionales y en plataformas como Picta y Teveo, a pesar de su engorroso funcionamiento.

El video online sale ganando tras un año de distanciamiento social y revalorización de las videollamadas y conferencias en Zoom u otra plataforma similar. En este ámbito, la creatividad es la protagonista para buscar diferenciarse y crear contenido, atendiendo a las plataformas donde se puede tener mayor audiencia.

Por ende, destaca otra tendencia importante que seguirá marcando el ritmo este 2021: la creación de comunidades en torno a marcas y medios de comunicación. Las redes sociales continúan siendo un espacio donde es inminente posicionarse no solo para llegar al público, sino para interactuar con él.

Ahora bien, en función de acercarse al ritmo de las tendencias mundiales, la innovación es fundamental para generar nuevo valor que –centrado en las personas– mantenga la plasticidad necesaria para formar y reformar la sociedad de manera dinámica, pero evadiendo el pensamiento tecnócrata en torno a la red.

Imagen de portada: Depositphotos.com.

 

https://guester.cubava.cu/files/2020/11/Screenshot_20201124-194506.png

2)-Tendencias tecnológicas para 2021

 

https://cubasi.cu/sites/default/files/styles/slider/public/imagenes/legado/es/G5/7348713c271cb3b28f15e670d9277565_XL.jpg?itok=3-lIdy6S

 

Como todos los años por estas fechas la firma de análisis especializada en TIC Gartner ha dado a conocer cuáles son las grandes tendencias tecnológicas que despuntarán el  próximo año. Este ejercicio, aseguran sus responsables, será diferente, al estar fuertemente impactado por la situación de crisis global generada por la pandemia de la COVID-19.

Las tecnologías que brillarán en 2021 serán, por tanto, aquellas que ayuden a las organizaciones a ser más flexibles y tener una mayor capacidad de adaptación a las circunstancias.

“Nunca ha sido tan grande en todas las funciones de la empresa la necesidad de resiliencia operativa. Los CIO se esfuerzan por adaptarse a las condiciones cambiantes para componer el negocio futuro. Esto requiere una plasticidad organizacional que permita formar y reformar de manera dinámica. Las principales tendencias tecnológicas estratégicas de Gartner para el 2021 permiten esa plasticidad”, en palabras de Brian Burke, vicepresidente de investigación de la firma.

Para Burke y su equipo, a medida que las organizaciones evolucionen y pasen de estar solamente centradas en responder a la crisis actual a impulsar el crecimiento, éstas se enfocarán en tres áreas: poner en el centro a las personas, lograr una independencia de la ubicación y proporcionar un suministro sólido. Estas son, en concreto, las nueve grandes tendencias tecnológicas de Gartner para 2021:

1. Internet de los comportamientos

La llamada Internet de los comportamientos (IoB o Internet of Behaviours) emerge, según la consultora, a medida que muchas tecnologías capturan y utilizan los datos que generan las personas en su vida cotidiana; unos datos que las organizaciones utilizan para influir en el comportamiento humano. ¿Qué tecnologías hay detrás de este concepto?: las soluciones de reconocimiento facial, seguimiento de la ubicación, big data, aquellas herramientas que conectan los datos que generan determinados comportamientos como las compras o el uso de dispositivos, las que permiten supervisar los protocolos de salud durante la pandemia, etc. Los analistas de Gartner creen que a finales de 2025 más de la mitad de la población mundial estará sujeta al menos a un programa de IoB, ya sea comercial o gubernamental. El dilema aquí será cómo encajar estas tecnologías desde el punto de vista ético y social.

2. Hacia una ‘experiencia total’

Hacer posible una experiencia de usuario, cliente, empleado… satisfactoria es un tema que cada vez preocupa más a las organizaciones. Si el año pasado Gartner hablaba de la ‘multiexperiencia’ como gran tendencia tecnológica, para 2021 evoluciona ésta al concepto de ‘experiencia total’. Es más, aquellas organizaciones que logren esto “superarán a sus competidores en las principales métricas de satisfacción durante los próximos tres años”, apuntó Burke.

Los analistas de la consultora creen que las organizaciones necesitan una estrategia de experiencia total a medida que las interacciones se vuelven más móviles, virtuales y distribuidas; una realidad a la que está contribuyendo también la COVID-19. Resaltan además la importancia de facilitar experiencias cruzadas de cara a lograr diferenciación en el mercado.

3. Informática que mejore la privacidad

En un escenario en el que la legislación de datos es cada vez más madura pero en el que los riesgos de privacidad y cumplimiento por parte de las organizaciones también son más altos, en Gartner creen que será una clara tendencia aquella tecnología informática que proteja los datos en uso al tiempo que mantiene la privacidad. Sus analistas consideran que para 2025, la mitad de las grandes organizaciones habrán implementado soluciones de computación y proceso de datos que vayan en esta línea, sobre todo de cara a actividades como la transferencia de datos personales, la monetización de datos, el análisis de fraude y otros casos de uso de datos altamente delicados.

4. Nube distribuida

Dentro de un lustro la mayoría de las plataformas de servicios cloud proporcionarán al menos algunos servicios distribuidos. Es más, según Burke, “la nube distribuida puede sustituir a la privada y proporciona entornos cloud en el edge y otros nuevos casos de uso para la computación con el modelo de nube. Representa el futuro de la informática en la nube”.

Pero, ¿qué significa concretamente este concepto de ‘nube distribuida’? Supone la distribución de los servicios públicos de nube a diferentes lugares físicos, mientras que el funcionamiento, el gobierno y la evolución de dichos servicios siguen siendo responsabilidad del proveedor de nube pública. Un modelo que “proporciona un entorno ágil para escenarios organizativos con baja latencia, necesidades de reducción de costes y requisitos de residencia de datos. También aborda la necesidad de que los clientes dispongan de recursos de computación cloud más cerca de la ubicación física donde se producen los datos y las actividades comerciales”, describieron desde Gartner.

5. Operaciones desde cualquier lugar

Para finales de 2023, el 40% de las organizaciones habrá realizado operaciones desde cualquier lugar para ofrecer experiencias virtuales y físicas mejoradas para clientes y empleados. Este modelo operativo de TI está diseñado para dar soporte a los clientes en cualquier sitio y permitir a los empleados el acceso a los recursos corporativos desde el lugar donde se encuentren. Supone un paso más allá del teletrabajo y la atención remota al cliente pues contempla experiencias de valor añadido en materia de colaboración y productividad, acceso remoto seguro, infraestructura en nube y en el edge, cuantificación de la experiencia digital y automatización para apoyar las operaciones remotas.

6. Malla de ciberseguridad

La pandemia, apuntó Burke, ha acelerado la empresa digital de modo que ahora la mayoría de los ciberactivos de las organizaciones están fuera de los perímetros tradicionales de seguridad física y lógica. “A medida que las operaciones siguen evolucionando, la malla de ciberseguridad se convertirá en el enfoque más práctico para garantizar el acceso seguro y el uso de las aplicaciones ubicadas en la nube y los datos distribuidos de los dispositivos no controlados”, agregó.

Este concepto de ‘malla de ciberseguridad’ se refiere a aquella tecnología que permita a cualquier persona acceder a cualquier activo digital de forma segura, sin importar dónde se encuentren el activo o la persona. Para 2025, dicen desde la firma de análisis, la malla de seguridad cibernética soportará más de la mitad de las solicitudes de control de acceso digital.

7. Negocio inteligente y componible

La pandemia ha dinamitado aquellos procesos empresariales estáticos creados en aras de obtener más eficiencia. Disponer de procesos de negocio inteligentes y con capacidad de adaptación y construcción es clave en la era actual. Por ello, afirmaron desde Gartner, tomarán cada vez mayor protagonismo aquellas tecnologías que mejoren la toma de decisiones gracias a un rico tejido de datos y conocimientos.

8. Ingeniería de inteligencia artificial

DataOps, ModelOps y DevOps son los pilares de ingeniería de la inteligencia artificial. Una sólida estrategia en esta materia facilitará el rendimiento, la escalabilidad, la interpretabilidad y la fiabilidad de los modelos de inteligencia artificial, al tiempo que proporcionará un mayor valor a las inversiones realizadas en esta tecnología, según Gartner.

Se trata, apuntan desde la firma de investigación, de una tendencia importante teniendo en cuenta que solo el 53% de los proyectos de inteligencia artificial pasan de la fase de prototipado a la de producción. Y, según los analistas de la consultora, “el camino hacia la producción de la inteligencia artificial significa recurrir a la ingeniería de esta tecnología, una disciplina centrada en la gobernanza y la gestión del ciclo de vida de una amplia gama de modelos operativos de estas herramientas, como el aprendizaje automático o los gráficos de conocimiento”.

9. Hiperautomatización

Esta es la última gran tendencia para 2021. En Gartner lo tienen cristalino: “La hiperautomatización es ahora inevitable e irreversible. Todo lo que puede y debe automatizarse será automatizado”. Una tendencia que, según la consultora, se verá aún más acelerada con la pandemia, que ha impulsado todavía más el requisito de que todo sea “primero digital”.

10. Los automóviles eléctricos

 El 2021 no solo estará marcado por los autos robóticos, también se espera que sea un año importante para los vehículos eléctricos. En el 2017 la venta de autos eléctricos en Estados Unidos es del 1% mientras que en Europa es del 2%, para el 2021, se espera que aumente a un 4% y 5% respectivamente. Además de Tesla existen otros fabricantes que intentan entrar a este prometedor mercado. Volvo, que planea tener un auto completamente autónomo para el 2021, también planea lanzar 5 coches totalmente eléctricos para ese mismo año. Una gran apuesta que tiene el sector automotriz para decirle adiós al motor de combustión interna.

12. La realidad virtual

Esta tecnología aún no presenta un éxito en ventas, aún así se espera que esté mucho más desarrollada en 2021, cuando se pronostica que se enviarán unos 92 millones de cascos de realidad virtual y aumentada, cerca de 10 veces más el número de envíos realizados el año pasado.

Gran parte del crecimiento vendrá de la realidad aumentada, que en la actualidad tiene una pequeña cuota de mercado. Pero las cosas irán cambiando a medida que las compañías adopten la tecnología para tareas como el modelado en 3D, con cascos como HoloLens de Microsoft que de momento sólo está disponible como dispositivo para desarrolladores por casi 2.600 euros, y el Meta2 de Meta que empezará a enviarse a finales de este año, por algo más de 800 euros y tiene un enfoque similar.

13. Anticonceptivos masculinos

Una empresa llamada Contraline está trabajando en la comercialización de un método anticonceptivo masculino reversible que además no requiere cirugía. Esta compañía asegura que ha desarrollado un -hidrogel de polímero-; que se implanta en el conducto deferente en pocos minutos y con la ayuda de un equipo de ultrasonidos. El compuesto está diseñado para bloquear el paso de los espermatozoides durante años. En abril, Contraline anunció que había recaudado casi 1,9 millones de euros para el proyecto y su objetivo es lanzar un producto al mercado en 2021.

14. Sociedad conectada

En el año2021, muchas personas tendrán la oportunidad de estar conectadas a internet. El índice de redes visuales del fabricante de equipos de redes Cisco prevé que el número de personas en la red aumentará de los 3.300 millones actuales a 4.600 millones en cuatro años. Eso representaría más de la mitad de la población mundial, según la previsión de Naciones Unidas de 7.800 millones para 2021.

15. Energía solar económica

Para el año 2021, se espera que, al menos en algunos países estratégicos, las energías de fuentes renovables, como la solar y la eólica, resulten por fin más baratas que el carbón. Hoy en día la energía solar, que es más cara que la eólica, ya es comparable en términos de precios al carbón en países como Estados Unidos, Italia y Alemania. Un reciente informe de Bloomberg asegura que para 2021 la energía solar será más barata que el carbón en China, India, México, Brasil y Reino Unido, una excelente noticia para el medio ambiente, especialmente en países como China, India y otros países donde la contaminación es un tema alarmante.

16. Pollo de laboratorio

Consumir pollo cultivado en laboratorio y no en una granja, puede sonar muy disparatado, pero en el año 2021 puede convertirse en una realidad, inclusive los defensores más acérrimos de los animales estaría dispuestos a probarlo.

Este es proyecto de la empresa Memphis Meats, que está trabajando fuertemente para conseguir este objetivo y afirma que ya ha cultivado trozos de pollo y pato sin animales en su laboratorio. Esta compañía es solo una entre las varias empresas que intentan cultivar carne sin tener que criar y matar animales. Aunque aún les quedan varios problemas por resolver, como el sabor, la facilidad de fabricación y el precio del producto final. De momento cada kilo de su pollo cuesta unos 17.000 euros, según Memphis Meats.

 

http://media.cubadebate.cu/wp-content/uploads/2017/01/tecnolog%C3%ADa-580x242.jpg

3)-Qué tecnologías se consolidarán en 2021?

 

https://davidson.cubava.cu/files/2019/03/1-inteligencia-artificial-1920-580x326.jpg

 

Las tecnologías, en 2021, serán las protagonistas de la economía mundial. La pandemia, de la misma forma que ha cambiado las dinámicas de trabajo y de relación, ha acelerado buena parte de las tendencias tecnológicas que se estaban empezando a convertir en una referencia, hasta el punto de consolidarlas. Por eso, los expertos ya señalan los principales enfoques o movimientos que habrá en el ya próximo 2021. 5 tendencias en tecnología para 2021 Estas son las más destacadas:

 

IA (inteligencia artificial)

Basta con mirar hacia los contagios y el control de la pandemia en países como Japón o Corea del Sur. La inteligencia artificial se ha revelado como un poderoso aliado de los organismos públicos y puede responder a una gran cantidad de objetivos o de preocupaciones. La inteligencia artificial permite integrar una tremenda cantidad de nuevos datos en sistemas para que funcionen de manera independiente. De esta forma, es posible generar un control sobre algunos sucesos, como puede ser el ejemplo más inmediato de la pandemia. Por lo tanto, este tipo de funcionamientos autónomos se mantendrán como tendencia y se consolidarán en 2021.

Robótica en transportes

Hacía mucho que ya se venía trabajando en esta línea: el conocido vehículo autónomo. Pero la pandemia ha acelerado su proceso de puesta a punto. Principalmente, porque el transporte público ha mostrado incapacidades, lo que ha acelerado las pruebas de los vehículos autónomos hasta un mayor perfeccionamiento.

El impulso del 5G

La hiperconectividad de sistemas y la capacidad de soportar una gran red de dispositivos. El 5G ha sido uno de los grandes proyectos tecnológicos que promete acelerar comunicaciones, transferencias de datos y demás. Una red capaz de soportar, precisamente, todas las nuevas tecnologías que están apareciendo.

El Big Data

Podría haber algo más de polémica en este punto, principalmente porque la tecnología Big Data lleva años intensificando su presencia. Sin embargo, todavía faltan muchos sectores (organismos públicos, por ejemplo) que no han aprovechado plenamente su uso, pero que empezarán a hacerlo pronto. El mundo se presenta cada vez como un lugar mucho más complejo y, por ello, es imprescindible leer sus datos de una forma masiva e interrelacionada. Y esto es lo que ofrece el Big Data.

Realidad virtual

Ya ha demostrado su valor en campos como la educación o la medicina. Pero, poco a poco, y gracias a su desarrollo, son muchos los sectores de la industria o diferentes trabajos los que lo utilizan para presentar modelos de sus proyectos, detectar posibles fallos en maquinarias o, incluso, mejorar la inmersión y la experiencia de los usuarios a la hora de adquirir productos. Y dentro de este grupo tecnológico cabría destacar el subgrupo de la realidad aumentada.

En conclusión, las tecnologías en 2021 seguirán apuntando hacia una mayor conectividad y a una lectura masiva de información y de datos. Será importante conocer las tendencias tecnológicas para las empresas, de forma que puedan mantenerse al día y seguir siendo competitivas. Y en este link puede seguirse consultando más noticias sobre tecnología e innovación.

Fuente: Joven Club

 

http://www.juventudrebelde.cu/thumbs/450x/crc/images/news/2021/01/Ruz8Mw_06-01-2021_21.01.46.000000.jpg

4).-Retos tecnológicos de 2021

 

https://cubasi.cu/sites/default/files/styles/slider/public/redessociales-2100x1200.jpg?itok=UfzEu5YE

Internet de los comportamientos, nube distribuida, automatización de procesos robóticos y asistentes digitales más inteligentes se encuentran entre las principales tendencias tecnológicas del año que recién inicia, de acuerdo con varias consultoras tecnológicas.

En un planeta todavía golpeado por la COVID-19, la digitalización de los procesos es una necesidad perentoria. Aun cuando las vacunas provean de inmunidad ante el SARS-CoV-2, lo vivido en 2020 aceleró cambios en cómo interactuamos con las tecnologías de la información y la comunicación (TIC). Así, 2021 se perfila como un año en el que se «adelantarán» procesos en busca de tres características: eficiencia, experiencia de usuario y sostenibilidad. Repasemos entonces los caminos que se perfilan para las TIC.

Internet de los comportamientos

Desde hace un lustro se habla con fuerza de la Internet de las cosas. Se trata, grosso modo, de conectar todo tipo de equipos a la red de redes para que cumplan con diversas funciones y mediante el análisis de datos, se utilicen de manera más eficiente.

Ahora estaríamos ante una evolución de este concepto, llamado Internet de los comportamientos (IoB, por sus siglas en inglés). De acuerdo con la consultora Gartner, a medida que muchas tecnologías capturan y utilizan los datos que generan las personas en su vida cotidiana, estos pueden ser también empleados para influir en el comportamiento humano.

Las soluciones de reconocimiento facial, seguimiento de la ubicación, big data, herramientas que conectan los datos que generan determinados comportamientos como las compras o el uso de dispositivos, las que permiten supervisar los protocolos de salud durante la pandemia, etc., generan datos que pueden revertirse en nuevas formas de interacción con las personas.

Como ejemplo argumentan que si un conductor siempre cumple con las normas en la vía, este buen comportamiento podría verse premiado con una rebaja en su seguro vehicular. En pocas palabras, el Internet de los comportamientos estimularía el reconocimiento de los modos de hacer correctos.

En Gartner creen que a finales de 2025 más de la mitad de la población mundial estará sujeta al menos a un programa de IoB, ya sea comercial o gubernamental. El dilema estriba en cómo encajan todas las posibles aplicaciones de estas tecnologías desde el punto de vista social y ético. Y es que, para saber lo que hacemos, debemos estar monitoreados. ¿Dónde queda nuestra privacidad?

Asistentes acompañantes

Los asistentes digitales de voz, como Siri, Cortana o Alexa, son comunes ya en el mundo desarrollado. Sus usuarios los emplean tanto para ejecutar acciones en casa (apagar o encender luces, abrir el garaje…), como para navegar por la red de redes.

No obstante, la empresa de alta tecnología Trycore vaticina que 2021 será un año para que estos asistentes pasen a ser también acompañantes de los humanos, una necesidad que se mostró con toda su crudeza en medio del aislamiento social de 2020.

En 2021 se buscará la creación de nuevas formas de combinar e interactuar servicios y equipos de software con enfoques modernos para organizar procesos como, por ejemplo, servicios bancarios que utilicen exclusivamente la voz, asegura Trycore.

La empresa agrega que si los fabricantes logran desarrollar interfaces de usuario de voz con capacidades avanzadas de reconocimiento y transferencia de emociones, las empresas podrán utilizarlas para aumentar la satisfacción del cliente. Al mismo tiempo los sistemas neuronales de reproducción del habla y de texto permitirán determinar si quien habla es una persona o un programa entrenado para imitar las emociones humanas. 

Considera Trycore que los asistentes de voz se volverán más emocionales y aprenderán, por ejemplo, a identificar la decepción en las respuestas de los usuarios, con quienes tratarán de establecer empatía.

Nube distribuida

La computación en la nube ha probado ser un buen recurso para el trabajo. No obstante, todavía enfrenta problemas de disponibilidad y alta latencia, pues el acceso a los sistemas requiere de prestaciones que no solo están relacionadas con el ancho de banda.

Es así que ya comienza a hablarse de una nube distribuida o edge computing. Brian Burke, vicepresidente de Investigación de Gartner, considera que «la nube distribuida puede sustituir a la privada y proporciona entornos cloud en el edge y otros nuevos casos de uso para la computación con el modelo de nube. Representa el futuro de la informática en la nube», de acuerdo con declaraciones publicadas en CIO México.

¿Qué significa concretamente este concepto de nube distribuida? En palabras de Burke, supone la distribución de los servicios públicos de nube a diferentes lugares físicos, mientras que el funcionamiento, el gobierno y la evolución de dichos servicios siguen siendo responsabilidad del proveedor de nube pública.

La computación en el edge, indica Gartner, se sustenta sobre el despliegue de pequeños centros de datos en localizaciones próximas a los servicios propiamente dichos. Se reduce la latencia, se optimiza el ancho de banda y los procesos exigentes como los que necesitan tiempo real o casi tiempo real tienen más visos de cumplir con las especificaciones que se diseñen para cada servicio dado. 

Operaciones desde cualquier lugar

El concepto de anywhere operations (operaciones desde cualquier lugar), está diseñado para dar soporte a los clientes en cualquier sitio y permitir a los empleados el acceso a los recursos corporativos desde el lugar donde se encuentren.

Supone un paso más allá del teletrabajo y la atención remota al cliente, pues contempla experiencias de valor añadido en materia de colaboración y productividad, acceso remoto seguro, infraestructura en la nube y en el edge, cuantificación de la experiencia digital y automatización para apoyar las operaciones remotas.

Malla de ciberseguridad

Muchas aplicaciones se convirtieron en cotidianas de la noche a la mañana con la expansión de la pandemia, especialmente en los entornos laborales y educativos. Si bien es este un factor positivo y novedoso en cuanto a las formas de hacer, hay un elemento importantísimo que no se puede descuidar: la ciberseguridad. El avance de las TIC requiere también de protección en todos los sentidos.

Es por eso que Gartner y otras consultoras se refieren ahora a la necesidad de avanzar en el concepto de malla de ciberseguridad. Se trata de un enfoque arquitectónico distribuido para un control de ciberseguridad escalable, flexible y confiable.

Gartner explica que ahora existen muchos activos fuera del perímetro de seguridad tradicional. La malla de ciberseguridad permite que el perímetro de seguridad se defina alrededor de la identidad de una persona o cosa. En esencia, lo que busca es brindar al usuario un entorno seguro para el acceso a datos desde cualquier lugar.

Las estimaciones indican que para 2023 el 40 por ciento de los servicios emplearán una malla de ciberseguridad para la protección de sus clientes o usuarios, en el caso de las empresas.

Asimismo, para este año se espera una mayor maduración de tecnologías de inteligencia artificial. Las consultoras coinciden en que es momento de pasar de la fase de experimentación a una más ingenieril. También se espera una mayor adopción de la tecnología 5G, no solo para aumentar el ancho de banda, sino para incorporar nuevos modos de operar con infraestructuras críticas como la energía, la medicina y el transporte.

Cuba, por supuesto, no está ajena a nada de esto. Lo logrado en 2020 en cuanto a informatización indica que en 2021 debemos encaminarnos a consolidar y perfeccionar procesos que nos hagan la vida más fácil en medio de entornos seguros y sostenibles.

 

 

https://davidson.cubava.cu/files/2015/01/CubaestrellaQueIlumina.jpg

Publicado por: David Díaz Ríos CubaEstrellaQueIlumina

 

This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink. Follow any comments here with the RSS feed for this post. Post a comment or leave a trackback.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Your email address will never be published.